Archivos de la categoría turismo

happy cooking

Como en casa

Como decíamos en el último post, igual que aumenta la interacción con las comunidades, hay una creciente búsqueda de alojamientos turísticos donde sentirse como en casa. La explosión de plataformas como airbnb es una clara muestra de este fenómeno. También la fórmula de intercambio de casas crece sin parar, gracias en parte al ahorro que supone y a las facilidades que da internet en este sentido.

Hace un par de años, desde Labrand trabajamos en la estrategia de marca y posicionamiento de Casa Gracia. Se trata de un hostel de nueva generación, cuyo valor diferencial no es sólo ofrecer una gran cantidad de actividades de socialización. Va más allá: su propuesta es hacer sentir a sus “huéspedes” (que no clientes) como en casa. Y así lo afirman en su slogan: “your casa awayfrom home”.

Pero ya no se buscan sólo los precios más ajustados que ofrecen hostels o apartamentos. Se trata de encontrar una nueva sensibilidad dirigida hacia el trato más personal y humano. Y también la integración con su entorno más inmediato: el barrio de Gracia de Barcelona; con las personas, los comercios, las asociaciones,… Los huéspedes de Casa Gracia entran a formar parte del propio barrio a través de las acciones y actividades realizadas con estos colectivos y los huéspedes. Y pasan a sentirse como un local más.

La cadena hotelera Room Mate es un ejemplo en este sentido. Además de denominar sus hoteles con nombre de personas (Óscar, Mario, Alicia, Laura,…), ahora ha dado un paso más allá. Ha creado Be Mate, una plataforma online que nace con el objetivo de crear una comunidad entre viajeros y dueños de hoteles y apartamentos. “Ante el inmovilismo del sector y la permanente crítica a nuevas formas de alojamiento turístico, nosotros hemos querido acercarnos al cliente” dicen desde Room Mate.

También el servicio de La Casa de mis Primos de Nueva York se orienta hacia esta mayor proximidad e incluso intimidad. Se pretende cuidar al cliente como si fuera de la familia, “Before, During and After”. Se dan recomendaciones y consejos para preparar el viaje. Y una vez allí, el personal se comporta como un verdadero anfitrión, enseñándole el barrio y proporcionándole consejos diarios a través de Whatsapp, etc.

Finalmente, y quizás por la aparición de las ofertas de cenas en casas de particulares, también los restaurantes se mueven en esta línea. Ahora se lleva la decoración hogareña y la cocina casera. El objetivo es, otra vez, hacer sentir a los comensales que están en el salón de la casa de un amigo.

Así vemos cómo cada vez más, lo casero y hogareño son la referencia. Viajamos, curiosamente, para sentirnos como en casa.

turismo hasta en el cine

Turismo hasta en el cine

Últimamente el debate sobre el modelo turístico de Barcelona está en plena actualidad. Los vecinos de la Barceloneta protestan por el turismo de borrachera. La gente de alrededor de la Sagrada Familia se queja de la excesiva masificación que existe en su barrio. Los comerciantes del Mercat la Boqueria se muestran divididos (e incluso enfrentados) respecto a las bondades y maldades que tiene el aumento de los visitantes extranjeros en sus negocios en particular y en la concepción del mercado en general.

La polémica está servida y muchos dicen que el tema va a ser uno de los principales ejes de la próxima campaña municipal, en el enfrentamiento por alcanzar la alcaldía de Barcelona.

Y está claro que Barcelona es una ciudad que vive en parte del turismo. Un gran porcentaje de su producto interior bruto se basa en esta actividad. Y va a ser complicado conseguir equilibrar el derecho a la tranquilidad y a la vida de barrio de muchos ciudadanos, con el derecho a ejercer su actividad económica de otros.

Y es que el turismo está alcanzando hasta los sectores más insospechados. El cine Verdi, por ejemplo, ha sido durante muchos años un estandarte de la cultura del barrio de la Vila de Gràcia. Ha dado, y sigue dando, mucha vida al barrio y una oferta cinematográfica de calidad y con poca competencia en la ciudad.

Ahora han lanzado una curiosa iniciativa. Ofrece una sesión de la película española “La Isla Mínima” en versión original en castellano, subtitulada en inglés. La idea debe ser atraer al público extranjero no sólo a sus salas sino también a acercarse al público español.

La propuesta habla de su vocación por abrirse a nuevos públicos. Pero también del interés en captar a los extranjeros que pasan por la ciudad o incluso que viven en ella. De hecho, Gràcia se ha convertido en lugar de residencia fijo de muchos europeos.

 

bcn tours

Barcelona desde otros puntos de vista

Cada vez más viajar no es sólo visitar los principales lugares de atracción de un país o una ciudad. Ahora viajar es también experimentar. Se trata de tener experiencias diferentes y singulares, que se salgan de lo normal. Porque hay que salirse de los recorridos turísticos convencionales.

Por eso cada vez más se ofrecen nuevas propuestas más especializadas, más auténticas, más originales. Y Barcelona, uno de los principales destinos turísticos de Europa, no podía ser menos.

Hidden City Tours es un claro ejemplo en este sentido. Ofrece rutas turísticas por Ciutat Vella guiadas por personas sin techo. Las explicaciones de estos maestros combinan la parte histórica y la vertiente social.

Hidden city Tours es un proyecto inspirado en otros similares que funcionan en ciudades como Londres, Berlín, Praga. Ofrece trabajo a personas sin hogar.

http://www.hiddencitytours.com/

Otra fórmula es la que ofrece Brightside. Se trata de diversas opciones de tour por la ciudad de Barcelona pero de una manera distinta: encima de un sidecar de una moto clásica.

Su argumento es que Barcelona es la capital de las motos y por eso su apuesta es perfecta: notas la brisa del mediterráneo, el sol en la cara, y te desplazas a paso lento por sus avenidas, con la elegancia de una moto clásica. Además, el conductor es también un guía privado que les desvelará secretos ocultos de la ciudad.

http://www.ridebrightside.com/es

dive & sail quirimbas

Destinos para viajeros con valores.

Un consumidor más ético y más sensible demanda también un turismo más ético. Los eco resorts por ejemplo ya son una realidad y en muchos puntos del planeta se puede pernoctar en estos establecimientos que demuestran una cierta sensibilidad hacia el entorno y la sensibilidad.

Pero ahora incluso se va más allá.

Desde hace unos años la asociación sin ánimo de lucro Ethical Travel publica su listado de destinos más recomendados. Se trata de una organización http://www.ethicaltraveler.org/ creada para fomentar que sean los propios viajeros los que puedan cambiar el mundo.

En esta línea también está la apuesta española de Sail & Dive Quirimbas. Se trata de un proyecto para la construcción de centros de vela y buceo en las costas de Tanzania y Mozambique. La propuesta no reside sólo en el respeto al medioambiente y la diversidad sino también en el intercambio con las poblaciones autóctonas. La gente local recibe en estos formación especifica para mejorar sus expectativas laborales. A la vez, enseñan a los visitantes a adentrarse en la tradición de la vela de la zona a través de los dhows o a conocer algo mejor el entorno. Se trata de una iniciativa sin precedentes donde turismo sostenible, desarrollo rural e intercambio cultural van de la mano.

http://www.saildivequirimbas.com/

Una experiencial diferente para gente que busca cosas diferentes